EL CAMPO VENEZOLANO



"SI EL CAMPO CRECE, TODO EL PAIS CRECE, SI AL CAMPO LE VA BIEN, A TODA VENEZUELA LE VA BIEN"

15 nov. 2015

SUNDDE “OBLIGÓ” A VENDER GRANOS A BS. 350 EL KILO


Richard Mendoza   La Prfensa de Barinas

Al menos veinte comerciantes de granos que laboran en el Mercado Municipal La Carolina, manifestaron sentirse afectados por la supervisión realizada ayer desde las 7:00 am por fiscales de la Sundde, Milicia Bolivariana y Guardia Nacional, donde tuvieron que despachar el kilogramo de caraotas en Bs 350, expendían a precios que superan los Mil 400 bolívares.
En la fiscalización, los comerciantes tuvieron también que bajar el precio del kilogramo de arvejas, garbanzos,  ponga la mesa y otro tipo de granos de Mil a 350 bolívares, ya que según se constató, el precio de la caraota era vendido entre Mil 300 y Mil 400 bolívares, lo que generó impotencia en los expendedores al tener que bajar los precios, situación que caldeó los ánimos e incluso gritaron improperios en contra de los uniformados.
“Cómo es posible que nos obliguen a venderle a la gente un kilo de caraotas en 300 y 350 bolívares, cuando nosotros adquirimos el saco de 50 kilogramos en más de 60 mil bolívares. 
Dónde está el control, hablan de controles pero no se dan cuenta que están dejando al pueblo sin comida”, expresó Albertina Bastidas, comerciante.
Por cada puesto de venta de granos, así como de arroz y avena había dos uniformados respaldando a los funcionarios de la Sundde en la fiscalización de precios, donde en cuestión de minutos los pasillos del mercado comenzaron a toparse de personas desesperadas por adquirir los anhelados rubros.
¿Fiscalización o saqueo?
 “Este gobierno acabó con todo. Saquean es al pueblo trabajador. Por qué no atrapan a los delincuentes y a los narcotraficantes, en vez de dejar trabajar a la gente humilde le quitan lo poco que tienen. 
Dicen que es una fiscalización cuando realmente están dejando al pueblo sin comida”, expresó de manera eufórica otra comerciante del recinto, Miriam Rojas.
En la tensión generada, varias de las personas que se encontraban en fila reprocharon a los efectivos y funcionarios, sobre la crisis económica y alimentaria que vociferaron afronta el país.
“Nos tienen pasando hambre y haciendo colas. Pero la gente ya está clara en lo que tiene hacer para salir del desastre en que estamos viviendo”, manifestaban los consumidores.
Otra de las quejas que se dejó escuchar de parte de los comerciantes se trató de la venta supervisada de arroz y azúcar donde ambos artículos fueron expendidos en 160 bolívares a las personas que se encontraban en el mercado.
“Aquí llegaron esos guardias me hicieron sacar el saco de arroz que tenía para consumo familiar y me obligaron a venderlo a la gente que ya estaba haciendo cola frente a mi local”, dijo Luceli Soler acompañada Consuelo Parra, otra de las comerciantes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario